Doblepensar

"Teoría y práctica del colectivismo oligárquico"
Emmanuele Goldstein (via George Orwell)

Doblepensar significa el poder, la facultad de sostener dos opiniones contradictorias simultáneamente, dos creencias contrarias albergadas a la vez en la mente. El intelectual del Partido sabe en qué dirección han de ser alterados sus recuerdos; por tanto, sabe que está trucando la realidad; pero al mismo tiempo se satisface a sí mismo por medio del ejercicio del doblepensar en el sentido de que la realidad no queda violada.

Este proceso ha de ser consciente, pues, si no, no se verificaría con la suficiente precisión, pero también tiene que ser inconsciente para que no deje un sentimiento de falsedad y, por tanto, de culpabilidad. El doblepensar está arraigado en el corazón mismo del Ingsoc, ya que el acto esencial del Partido es el empleo del engaño consciente, conservando a la vez la firmeza de propósito que caracteriza a la auténtica honradez.

Decir mentiras a la vez que se cree sinceramente en ellas, olvidar todo hecho que no convenga recordar, y luego, cuando vuelva a ser necesario, sacarlo del olvido sólo por el tiempo que convenga, negar la existencia de la realidad objetiva sin dejar ni por un momento de saber que existe esa realidad que se niega... todo esto es indispensable. Incluso para usar la palabra doblepensar es preciso emplear el doblepensar. Porque para usar la palabra se admite que se están haciendo trampas con la realidad. Mediante un nuevo acto de doblepensar se borra este conocimiento; y así indefinidamente, manteniéndose la mentira siempre unos pasos delante de la verdad. En definitiva, gracias al doblepensar ha sido capaz el Partido —y seguirá siéndolo durante miles de años— de parar el curso de la Historia.





6 comentarios:

Crowley dijo...

Doblepensar, ¡qué palabra más grande, por favor!.
Y grandioso el libro de Orwell, que sin duda es de mis prefereidos y me dejó hundido con ese final...
http://tengobocaynopuedogritar.blogspot.com/search/label/1984
Y lo de Espe... ¡no comment!
Un saludo

Dr. Quatermass dijo...

Que bien encaja el texto de Orwell con el vídeo :-)

Pero ojo que no se me ocurre un partido que no "doblepiense"

Saludicos

Lucifer, Becario del Mal dijo...

Crowley, ese Orwell desde luego que sabía lo que decía, mecachis, utopías no se cumple ni una, pero cualquier novela de mal rollo Zas! ahí está esperando a la puerta de casa.
Doctor, aplica a partidos, religiones, empresas y contubernios de cualquier tipo. Pero teniendo a la Excma. Sra. Dña. Espe, para que buscar mas!. Es como tener a Miss Venezuela pero al revés, fea, lista pero bocazas como ella sola.
Saludos!

PEPE CAHIERS dijo...

Por eso en este país es imposible que los dos partidos grandes puedan gobernar como hicieron en Alemania.Su principal lema es "El cainismo por encima de cualquier ética".

Anónimo dijo...

Hola!
Permíteme presentarme soy Cleofé administradora de un par de webs, visité tu portal y está interesante, tienes temas muy buenos y el diseño me gusta. Me encantaría poner un link de tu web en mis sitios y así mis visitas puedan visitarlo también. Si estás de acuerdo no dudes en escribirme

Éxitos con tu blog.

Cleofé García

cleofegarcia@hotmail.es

Lucifer, Becario del Mal dijo...

Hola Pepe, si por Cainismo entendemos deslegitimar al prójimo como si no mereciera ni vivir, pues si. Pero como buenos "doblepensadores" también saben cohabitar en algunos ayuntamientos, diputaciones y allí donde les convenga.
saludos!